Diagnóstico Actual

Panorama de violaciones a los Derechos Humanos de Mujeres y Niñas

En México 7 mujeres y niñas son asesinadas diariamente (INEGI,2017), esta cifra revela la gravedad de la situación que enfrentan los derechos humanos. Si bien la manifestación más grave de la violencia de género es el feminicidio, es importante considerar que, a lo largo de la vida, las mujeres y niñas enfrentan múltiples violencias simbólicas y materiales como la cosificación en medios de comunicación, violación, abuso sexual, acoso sexual en espacios públicos, matrimonios forzados, violencia familiar, brecha salarial, entre otras. Estas manifestaciones de discriminación son provocadas por un sistema de desigualdades que se reproduce desde una visión patriarcal y capitalista, que en muchas ocasiones va acompañada de violencia institucional la cual ejercen funcionarias y funcionarios públicos.

No obstante que desde la Declaración de la Asamblea General de Naciones Unidas en 1948 se habla de igualdad entre las personas, de que en 1979 se promulgo la CEDAW, Carta Internacional de los Derechos Humanos de las Mujeres, y de que el siglo pasado vivió varias conferencias internacionales enfocadas a la problemática de los derechos humanos de mujeres y niñas, el mundo sigue siendo testigo del poco avance que en materia sustantiva han tenido las condiciones de opresión de este sector mayoritario de la población. Esto se manifiesta de manera más evidente en sociedades como la mexicana en la que el modelo económico ha traído consigo nuevas responsabilidades laborales para las mujeres ante la precarización de la vida, no así nuevos derechos en las tareas de cuidado y crianza. La explotación laboral de miles de mexicanas es un hecho, mientras los servicios sociales son insuficientes para cumplir satisfactoriamente con el rol de madres que el sistema impone como una forma de realización femenina.

La armonización de las leyes en México ha avanzado para incorporar los derechos contenidos en la convencionalidad internacional, sin embargo, en la práctica, el gobierno federal y los gobiernos estatales siguen enfrentando múltiples problemas para cumplir estas disposiciones. Basta mencionar que México vive condiciones bélicas en las que la violencia se manifiesta de maneras por demás crueles reflejadas en el cuerpo de las mujeres. Los feminicidios se perpetran cada día de formas más crueles, infamantes y degradantes. Esto ante la individualización y despolitización del discurso de las víctimas directas e indirectas que claman justicia, al reducir este problema a una mera cuestión legal de derecho penal, de castigo en el mejor de los casos, sin tomar en cuenta la reparación integral del daño y la garantía de no repetición que marcan las disposiciones internacionales en materia de derechos humanos.  No sólo el feminicidio íntimo perpetrado por la pareja o algún conocido de la víctima se presenta en este clima de violencia, sino el feminicidio que se da en el ámbito público por grupos de delincuencia organizada que cobra tintes sexuales. Incluso se ha hablado de que en México y el mundo existe el femigenocidio, una forma por demás violenta de asesinar a las mujeres en masa, equiparada a una violación de derechos humanos como el genocidio, delito internacional que tiene como objetivo destruir total o parcialmente a grupos poblacionales específicos, en este caso las mujeres (Segato, 2017).

Algunas cifras a nivel Nacional

De acuerdo con la ENDIREH 2016 (INEGI, 2017)

  • El ámbito de pareja y familiar es el de mayor violencia para las mujeres. El principal agresor es o ha sido el esposo, pareja o novio. El 44% de las mujeres han sido agredidas por en algún momento de su vida marital, de convivencia o noviazgo.
  • El ámbito comunitario (espacios públicos como parques, calles, mercados, transporte, etc.) es el segundo lugar. Registra un 39% de mujeres violentadas por desconocidos.
  • El tercer lugar es el ámbito laboral. El 27% de las mujeres que trabajan o trabajaron alguna vez, ha experimentado algún acto violento, principalmente de tipo sexual y de discriminación por razones de género o por embarazo.
  • En el ámbito escolar el 25% enfrentaron violencia por parte de compañeros, compañeras y maestros, entre otros, durante su vida de estudiantes. Las más frecuentes fueron las agresiones físicas (17%) y sexuales (11%).

Panorama de violencia contra las mujeres en Zacatecas

De acuerdo con los datos obtenidos mediante la plataforma del Banco Estatal de Datos sobre Violencia contra las Mujeres (BANEVIM, 2018), en los últimos 5 meses se registraron un total de 4277 casos de violencia contra las mujeres a través de diferentes instancias a las que acudieron a buscar ayuda.[1]

De estos casos, de acuerdo con los reportes, el 90% ocurrieron en el ámbito familiar y casi el 9% en el ámbito comunitario. Esto no significa que las mujeres vivan violencia sólo en estos ámbitos, sino que las que la padecen en el ámbito familiar, son quienes tienen mayores posibilidades de buscar ayuda formal.

Respecto a los tipos de violencia, la mayoría de los casos reportados en esta plataforma, corresponden a mujeres que vivieron o viven violencia física (944 casos) y violencia económica (917 casos). La violencia psicológica también se encuentra entre las mayormente reportadas con 626 casos y muchos más se reportan combinando diferentes tipos de violencia, por ejemplo, se registraron 657 casos de mujeres que vivieron violencia física y psicológica y 257 más que además de estos dos tipos de violencia, también vivieron violencia económica. Sobre los casos reportados de violencia sexual, la cifra alcanza 193 sólo en ese periodo mencionado.

Llama la atención que el principal agresor en estos casos reportados es el cónyuge o pareja (1538 casos). Asimismo, la expareja es de los agresores principales de las mujeres (418 casos). Es importante mencionar que, en este rubro, de acuerdo al BANEVIM (2018) existe un alto número de casos de mujeres que no indicaron cuál era la relación entre ellas y el agresor (1538).

Respecto a la violencia feminicida, los datos muestran que durante 2017 sucedieron 14 feminicidios, concentrándose principalmente en 6 municipios de la entidad, de los cuales, las mayores proporciones se presentaron en Fresnillo, Zacatecas y Guadalupe.

Como se ha señalado, los datos presentados son los que se encuentran disponibles en la plataforma de BANEVIM, sin embargo, diferentes estudios han reportado la problemática para recopilar información certera sobre el problema de violencia contra las mujeres y los múltiples problemas que se presentan en las entidades federativas para obtener y reportar esta información (Ríos, 2014), por lo tanto, aunque sirven como referente para mostrar un panorama general del problema de violencia contra las mujeres, consideramos que de cualquier manera estos datos pueden ser conservadores y en virtud de ello, se deben tomar con cautela.

Referencias

INEGI (2017). Encuesta Nacional sobre la Dinámica de las Relaciones en los Hogares 2016; Aguascalientes: Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática.

Ríos, Alejandra (2014). Indicadores de Desarrollo Humano y Género en México: nueva metodología. México: PNUD.

http://banevim.zacatecas.gob.mx/Banevim/index.php/indicadores-de-interes-publico/ consultado el 13 de febrero del 2018

Segato, R. (2017). La guerra contra las mujeres. Argentina: Traficantes de sueños.

[1] Estos datos corresponden al periodo que va del 4 de agosto del 2017 al 28 de enero del 2018.